(Pincha en la oración que quieras, te llevará a ella)

Acción de Gracias y Ofrecimiento

Novena a Ntra. Sra. del Carmen

Oración a la Virgen del Carmen

Oración a la Santísima Virgen del Carmen

Oración a la Reina del Carmelo

---------------------------------------------

 

ACCIÓN DE GRACIAS Y OFRECIMIENTO

A la Virgen del Carmen
¡Oh Virgen Santa del Carmen!
Jamás podremos corresponder
dignamente a los favores y
gracias que nos has hecho al
darnos tu Santo Escapulario.
Acepta nuestro sencillo,
pero hondamente sentido,
agradecimiento y,
ya que nada te podemos dar
que sea digno de ti y de tus mercedes,
ofrecemos nuestro corazón,
con todo su amor, y toda nuestra vida,
que queremos emplear en el amor y
servicio de tu Hijo Señor Nuestro,
y en propagar tu dulce devoción,
procurando que todos nuestros hermanos en la fe,
con los cuales la divina Providencia
nos hace convivir y relacionar,
estimen y agradezcan tu gran don,
vistiendo el Santo escapulario, y
que todos podamos vivir y morir en tu amor y devoción.

 

 

 

NOVENA A NUESTRA SEÑORA DEL CARMEN

 

ORACIÓN PREPARATORIA

 

                 ¡OH, Virgen, Reina del Carmen, Madre del Salvador y Protectora de los rendidos a vuestros pies os suplicamos que os dignéis admitir nuestras plegarias y aceptar benigna el obsequio de esta Novena consagrada a vuestro culto y amor.

                 ¡Que la luz de vuestros ojos, Virgen Pura, ilumine las almas y vuestra gracia tome sumisos los corazones a fin de que aprendiendo las inefables enseñanzas que queréis darnos y conformando a ellas nuestra vida, merezcamos comparecer agradables en la presencia de la Trinidad beatísima. Amén.

 

 ORACIÓN A LA VIRGEN DEL CARMEN

 

                 Madre mía muy amada Virgen del Carmen, que dijiste que tu Santo Escapulario es signo de eterna salud, acoge piadosa al que hoy implora tu amparo protector. Flor del Carmelo, embalsama con tus suaves aromas el jardincito de mi pobre alma. Estrella de los mares, navegue yo con tu ayuda poderosa por este mar tempestuoso y llegue con rumbo certero a las seguras y bonancibles playas de la eternidad.

                Sea así Madre Mía y mientras haga con ternura a tu Santo Escapulario, te saludo cariñoso con el Angel pidiendo la gracia que en esta novena espero conseguir de tu maternal corazón. Amen (Se rezará tres Ave marías).

 

 DIA PRIMERO

                 Oración, Virgen del Carmen por aquella nubecilla que apareció en las riberas del Carmelo, significando tu pureza  Virginal, sea yo, madre mía, puro limpio en mis pensamientos, palabras y obras y ahuyente al enemigo malo besando tu Escapulario Santo Amén. -Petición: Jaculatoria: No me dejes Madre Mía caer en la tentación.

 

 DIA SEGUNDO

                 Oración, Virgen del Carmen por aquellos dulces y celestiales coloquios que tuviste con tus hijos los Carmelitas en las alturas del Carmelo, refrene yo, Madre mía, mi lengua, para que odie toda palabra fea y sepa pregonar las grandes de tu Santo Escapulario. Amén:

Jaculatoria: Haz que mi lengua feliz te cante, Virgen mía.

 

 DIA TERCERO

                  Oración, Virgen del Carmen por la gran gloria que tus hijos te dieron siendo los primeros en  exigirle un altar en el Carmelo ruegote, Madre Mía que también yo te levante un altar en mi corazón y él te ame y te adore por mediación de tu Escapulario Santo Amén:

Jaculatoria: Haz que mi corazón te ame Madre mía.

 

 DIA CUARTO

                 Oración Virgen del Carmen. Por tus dulces títulos de hijos y hermanos tuyos con  que honraste a tus hijos los Carmelitas, te ruego madre mía, que sea yo hasta morir tu fiel y verdadero hijo, y tú dulce y cariñosa Madre Mía. Amen.

Jaculatoria: Muestra que eres mi Madre. Virgen Pura.

 

 DIA QUINTO

                Oración Virgen del Carmen. Por el celo que desplegaste al salvar tu orden Carmelita, a punto de ser extinguida ruegote Madre mía que nunca mi alma sea presa del enemigo malo y que escudado en tu poderoso valimiento, abrace con amor tu Sagrado Escapulario. Amen.

Jaculatoria: Se mi amparo y consuelo, madre de Dios del Carmelo. 

 

DIA SEXTO

                 Oración, Virgen del Carmen. Por el singular privilegio que diste a tus hijos los Carmelitas enriqueciéndolos con tu Santo Escapulario ruegote Madre mía que jamás me desprenda yo de tu santo libro y a ella acuda en mis peligros y necesidades. Escapulario. Amén.

Jaculatoria: Tu escapulario, me salve Madre Mía.

 

 DIA SEPTIMO

                 Oración Virgen del Carmen. Por el gran poder que diste a tu Escapulario Santo contra las furias del infierno y las desgracias del mundo, te ruego Madre Mía que en todos los contratiempos y penosos azares de la vida acuda presuroso a estrecharme con  tu Santo Escapulario.

Jaculatoria: De los males de la vida, líbrame, Virgen María. 

 

DIA OCTAVO 

                Oración o Virgen del Carmen, por el especialísimo favor que otorgaste de librar del fuego eterno a los que viviendo bien, muriesen con tu Escapulario Santo, ruegote Madre mía que muera yo en tus brazos besando con fervor por última vez tu Sagrado Escapulario. Amen.

Jaculatoria: Ampárame en mi agonía, del Carmen Virgen María. 

 

NOVENO Y ÚLTIMO DIA

                 Oración. Virgen del Carmen. Por el singular beneficio que hiciste a tus devotos de sacarlos del Purgatorio el primer sábado después de su muerte, para subir contigo.

 

 

 

 

 

ORACIÓN A LA VIRGEN DEL CARMEN

 

Tengo mil dificultades; ayúdame

De los enemigos del alma: sálvame

En mis desaciertos: ilumíname

En mis dudas y penas: confórtame

En mis enfermedades fortaléceme

Cuando me desprecien: anímame

 

De las tentaciones defiéndeme

En las horas difíciles: consuélame

Con tu corazón maternal: ámame

Con tu inmenso poder: protéjeme

Y en tus brazos al expiar: recíbeme

Virgen del Carmen ruega por nosotros

Amén

 

 

 

ORACIÓN A LA SANTÍSIMA VIRGEN DEL CARMEN

 

Jesucristo, hijo de la Virgen Maria,
Virgen purísima que diste a luz al Salvador del Mundo,
ruega por mí a Dios Nuestro Señor,
hermosa azucena más bella que el Sol y
todas las maravillas juntas;
corona de los Ángeles,
de los mártires y serafines,
ayudadme, cuidadme, fortalecedme, socorredme,
fuente de bondad, de gracia, de misericordia,
templo y sagrario de la Santísima Trinidad,
ruega por mí para que viva
santamente y alcance la gloria eterna.

 

 

 

 

ORACIÓN A LA REINA DEL CARMELO

 

¡Oh Virgen Santísima Inmaculada, belleza
y esplendor del carmen! Vos, que miráis
con ojos de particular bondad al que viste
vuestro bendito Escapulario, miradme
benignamente y cubridme con el manto
de vuestra maternal protección.

Fortaleced mi flaqueza con vuestro poder,
iluminad las tinieblas de mi entendimiento con
vuestra sabiduría, aumentad en mí la fe,
la esperanza y la caridad.

Adornad mi alma con tales gracias y virtudes
que sea siempre amada de vuestro divino hijo y de vos.

Asistidme en vida, consoladme
cuando muera con vuestra amabilísima
presencia, y presentadme a la
augustísima Trinidad como hijo y siervo
devoto vuestro, para alabaros
eternamente y bendeciros en el Paraíso.

 

Amén.